Cómo debes limpiar una bombilla de la forma más adecuada

Si no sabes cómo limpiar una bombilla, en este post repasamos un sencillo truco que te ayudará a conseguirlo. Dependiendo de donde las tengas -integradas en el techo, en una lámpara de pared, en luces LED colgantes, y un largo etcétera-, tus bombillas tendrán tendencia a acumular más o menos polvo.

Además de que la suciedad que se queda sobre ellas da mal aspecto a la casa y puede agravar problemas para personas alérgicas y asmáticas debido a los ácaros del polvo, tener una bombilla sucia también deteriora la iluminación, ya que si la cantidad de polvo es grande es muy probable que se pierda intensidad.

Pasos que debes seguir para limpiar una bombilla

Completa los siguientes pasos para limpiar una bombilla:

  • Quítala de su soporte. Salvo en el caso de los halógenos, ya que desenroscarlos es más aparatoso, lo recomendable es desenroscar la bombilla para no llevarte sustos y también poder manipularla mejor.
  • Moja un papel de cocina con un poco de alcohol. Nunca uses agua.
  • Frota suavemente la bombilla hasta retirar el polvo y la suciedad que se han acumulado sobre ella.
  • Permite que seque bien para que el producto se evapore. Una alternativa al alcohol es el amoniaco.

¡Listo! Ahora que ya sabes cómo limpiar una bombilla no seas perezoso y ponte manos a la obra.