Te contamos cómo limpiar el ordenador de forma efectiva

Es fundamental que, de forma periódica, limpies a fondo tu ordenador, ya que un equipo portátil sucio puede afectar directamente el desempeño y poner en riesgo sus funciones. Un ordenador limpio tiene una mejor ventilación interna, una estética más cuidada y unas condiciones higiénicas de trabajo óptimas.

Sigue los siguientes consejos:

  • Siempre es recomendable usar una aspiradora de motor potente, con el fin de remover todas las partículas de polvo acumuladas. En caso contrario, puedes usar una aspiradora de uso común, práctica y con conectividad USB.
  • Realiza la limpieza en un lugar abierto y despejado, procediendo a ventilar. 
  • Retira el polvo que pudiera existir dentro del teclado de la laptop con la aspiradora con aire a presión, pasando el electrodoméstico por todos los huecos posibles de cada tecla. No olvides limpiar el touchpad y sus dos botones, puesto que también acumula polvo con el paso del tiempo.
  • Después, apaga la laptop, desconéctala de la red eléctrica y retira la batería que tiene incorporada. La batería se encuentra debajo del teclado, como se muestra en la siguiente imagen. Para retirarla, solamente debes deslizar los dos seguros que normalmente la sujetan. Este es un buen momento para aprovechar a limpiar con aire a alta presión el componente de la batería y las entradas por donde transmite energía.
  • Limpia la carcasa y los bordes de la pantalla tratando de no tocar la pantalla. Puedes usar silicona líquida. Para ello, viértela sobre la esponja y espera unos segundos hasta que la esponja absorba el líquido y luego aplica sobre el teclado y las zonas aledañas.
  • Es muy recomendable, y hasta obligatorio, usar siliconas en pasta para la zona del teclado y las demás zonas en donde haya peligro de acceso del líquido a la cámara interior del ordenador en donde se encuentran la placa madre, el disco duro, la memoria y otros contactos delicados.
  • Usa la silicona con moderación y en capa muy fina, para evitar que se acumule en las ranuras y otras intersecciones articuladas del equipo portátil.
  • Para terminar, usa un paño absorbente y suave para limpiar la pantalla y un paño suave de un material del tipo de la franela para sacar lustre y que quede como nuevo.