El aceite esencial para aromatizar las sábanas y dormir mejor

Un aceite esencial tiene la llave para que tu ropa de cama huela mejor y despida siempre un fresco aroma: se trata del aceite de lavanda. Solamente tienes que añadir unas gotas al sacar las sábanas de la lavadora o poner la ropa de cama en cuanto la cambies.

Además, la lavanda en la almohada te echará un cable para que puedas dormir mejor: en cosmética natural, el extracto de estas flores azuladas se utilizan para reducir el estrés y la ansiedad, disminuir la tensión arterial y mejorar el descanso. También puedes incorporar la lavanda a un difusor para armarios o a un ambientador natural para tu salón.

Para maximizar el poder de la lavanda y asegurarte de que tu hogar huela bien, ventila adecuadamente tu hogar todos los días, permite que las sábanas se sequen del todo -mejor todavía en el exterior, eliminando cualquier posible rastro de humedad-, cambia regularmente tu ropa de cama -los expertos recomiendan hacerlo de forma semanal- y no satures el tambor de la lavadora a la hora de hacer la colada.

El aceite de lavanda no es el único válido para aromatizar sábanas: puedes usar otros de tu agrado, como la camomila, el aceite de árbol de té o el sándalo.